sábado, 31 de mayo de 2014

El Psicoanálisis y sus “Grandes” Hipótesis, Primera Parte.



   1- El talento musical es un derivado del gusto por las propias flatulencias (Freud)

   “Yo he notado, analizando muchos músicos, un particular interés -que se remonta a la infancia- por los ruidos hechos con el intestino (…) Hay un fuerte componente anal en esta pasión por el mundo sonoro.” (Carta a Stefan Zweig, 25 de Junio de 1931).
Se sabe que entre los “muchos músicos” que analizó Freud, se conoce sólo el caso de Mahler, analizado durante 4 horas, aunque ciertamente la falta de base de esta idea no es lo único que nos lleva a desconfiar de ella. Acaso Freud se refería a los petómanos, célebres por hacer un espectáculo sobre una casual gracia de adolescentes.


Aquí, Monsieur Lefires, que llegó a dejar un registro de su talento en disco.


  2- La Revolución Rusa se debe a la fuerza con que las madres ceñían el pañal a los rusos (Gorer).

   Conocido por sus puntos de vista psicoanalíticos en antropología, en  “The people of Great Russia”, de 1950…

“Gorer razonaba que el hábito de las madres rusas de envolver a sus bebés y restringir sus movimientos era responsable de que, al crecer, los rusos se volvieran suspicaces y despóticos…”


La Revolución Rusa es, según vemos, una cuestión de pañales y –como todo- es culpa de las siniestras madres.


  3- Los niños aprenden a controlar su cuerpo después de identificar su imagen en un espejo (Lacan -o Wallon).

  El estadio del espejo es prácticamente una tesis de Wallon: en base a ciertas observaciones, interpretó que el niño es capaz de identificar su cuerpo en la imagen reflejada, y que esto lo lleva a imaginar que su cuerpo está  dividido en fragmentos (¿?),  lo que el niño resuelve ordenando los datos de la experiencia en una imagen representada, que luego conforma el yo (¿?). De ese modo entra en el orden simbólico…


  Lacan le añade algunas oscuridades, y listo. Es casi la misma tesis, y es igual de idiota, en tanto supone que un aspecto fundamental del desarrollo depende de un hecho casual, como verse al espejo –algo que usualmente los ciegos de nacimiento omiten, y no por esto tienen problemas motrices. Sin embargo, como se trata de Lacan, siempre es lícito interpretar todo de la manera que a uno más le guste, y hallar verdades impresionantes entre esa tiniebla verbal. 

Así lo explica –o intenta hacerlo- Roudinesco:
“…el estadio del espejo no tiene ya nada que ver con un verdadero estadio, ni con un verdadero espejo, ni siquiera con cualquier experiencia concreta. Se convierte en una operación psíquica, incluso ontológica, por la cual se constituye el ser humano en una identificación con su semejante cuando percibe, siendo niño, su propia imagen en el espejo.” (Lacan, esbozo de una vida, 1993.)

Sí, al Diablo la lógica, es Lacan...


4-  Nos gusta el teatro porque nos recuerda a nuestros padres teniendo sexo (Klein).

"Teatros y conciertos, y de hecho toda representación en la que hay alguna cosa que ver o que escuchar simboli­zan siempre el coito de los padres: el hecho de escuchar y de mirar sim­boliza la observación real o imaginaria, mientras que la cortina que cae representa los objetos que perturban la observación, tales como las man­tas, el montante de la cama, etc." (Melanie Klein, Contribución al Psicoanálisis, 1948).


No importa que el teatro se haya desarrollado sin emplear el telón desde sus orígenes griegos, pasando por el drama romano, los autos sacramentales medievales, el teatro del siglo de oro en España y el teatro isabelino. No importa que el uso del telón se inicie en el siglo XVII y ni siquiera sea común en el teatro moderno, ni en las salas relativamente pobres. No importa nada… Es psicoanálisis…


5- El asma y los problemas de respiración corresponden a recuerdos inconscientes de haber presenciado el coito de los padres (Freud).

“Esta partícula de recuerdo que se había conservado no podía sino apuntar a la etiología de la disnea. Ahora bien, las acciones sintomáticas y otros indicios me proporcionaron buenas razones para suponer que la niña, cuyo dormitorio se encontraba contiguo al de sus padres, espió con las orejas {belauschen} una visita nocturna del padre a su mujer y lo oyó jadear en el coito (de por sí, respiraba habitualmente con dificultad). En tales casos, los niños vislumbran lo sexual en el ruido ominoso {unheimlicb}. Los movimientos expresivos de la excitación sexual ya están preparados en ellos como unos mecanismos innatos”.
E insiste…
“Y en muchos casos, entre ellos el de Dora, pude reconducir el síntoma de la disnea, del asma nerviosa, al mismo ocasionamiento (sic) : el espiar con las orejas el comercio sexual de personas adultas." (En Freud, Fragmentos de Análisis de un caso de histeria, Caso Dora, 1905).

No importa que el asma sea genético o ambiental, o que la disnea tenga múltiples etiologías. Para Freud, el asma se vinculaba –como todo- al sexo.


6- No se trata de que las anoréxicas no comen, sino que “comen nada” (Lacan, y todos los sectarios lacanianos después de él).

“Juanito tiene miedo de su ausencia, entiéndase como en la anorexia mental, cuando les digo que debe entenderse no que el niño no coma, sino que come nada.” (Lacan, Seminarios, La relación de objeto, 22 de mayo 1957).

Más pavadas al respecto, aquí:

Otra vez, independientemente de la etiología múltiple y en parte orgánica, los psicoanalistas siguen empeñados en repetir a Lacan. ¿Qué ofrece esta “hipótesis” al tratamiento? Nada. ¿Qué explica? Nada. Es como si tratáramos de explicar la ceguera diciendo que el “ciego ve nada” - y “el sordo oye nada”, y “el mudo habla nada”. Y si esto parece ridículo, es porque probablemente no somos psicoanalistas.




7- El Orgón es una energía universal que puede hacer funcionar nuestras licuadoras (Reich).
Acumulador de "Energía Sexual", de Reich.


Propuesta por Willhelm Reich, quien también decía ser hijo de un hombre del espacio, la energía orgónica era una especie de éter involucrado en los orgasmos y las pulsiones sexuales. Llegó a construir acumuladores de “energía sexual”, que suponían mejorar la salud, y propuso diversos usos, como atraer la lluvia…




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Antes de comentar, lea esto:
http://sobre-el-psicoanalisis.blogspot.com.ar/p/antes-de-comentar.html